La reafirmación de una deuda en un Capítulo 7 de bancarrota

La reafirmación de una deuda en un Capítulo 7 de bancarrota involucra que el Deudor firme un acuerdo con el acreedor acordando que dicho deudor permanecerá personalmente responsable de la deuda incluso si el deudor se ha declarado en bancarrota. No es necesario reafirmar una deuda para mantener colateral como una vivienda o auto después de declarar la bancarrota.

Los prestamista pueden recuperar dicho collateral si los pagos del deudor no se mantienen al corriente. Esto es verdad tanto si la deuda se reafirma como si no se reafirma. No obstante, si la deuda se reafirma, el prestamista puede vender el auto en subasta y además ir detrás del deudor por la cantidad que todavía éste deba. Se la deuda no se reafirma, entonces la deuda se descarga en la bancarrota. Esto significa que el Deudor no es responsable de la deuda, y lo único que el prestamista recibe es el auto pero no puede después intentar recolectar el dinero adicional que el Deudor le deba.

Una ventaja de reafirmar una deuda es que cuando se reafirma y se mantienen los pagos al corriente, cosa que usted tiene que hacer para mantener el collateral, el acreedor probablemente reporte a las agencias de crédito que usted está pagando su préstamo después de su bancarrota. Esta información ayuda a mejorar su informe de crédito. Muchos prestamista no informan nada a cerca de su reporte de crédito si usted hace sus pagos pero no ha reafirmado su deuda. Los prestamista no deben reportar a las agencias de crédito que usted no está al corriente de una deuda que se haya perdonado en la bancarrota puesto que esto es un intento efectivo de coleccionar en una deuda perdonada y eso no está permitido.

El dinero debido en primeras hipotecas se paga frecuentemente por el acreedor después de que se embargue la vivienda. A no ser que la cantidad que se deba sea mayor que lo que valga la casa, usualmente hay un riesgo mucho menor de que el deudor deba dinero en la primera hipoteca después del embargo. Por lo que puede que tenga sentido el reafirmar en 1 primera hipoteca. Normalmente, no es buena idea reafirmar en una segunda hipoteca puesto que estas deudas normalmente no se pagan cuando se embarga la propiedad y dejan al Deudor que las reafirmó como responsable de su balance total.

Puede que sea más difícil refinanciar una hipoteca si la deuda hipotecaria no se reafirma. De hecho, el prestamista actual de un préstamo no reafirmado raramente refinanciará una deuda no reafirmada en el proceso de bancarrota porque existen problemas legales para ellos si intentan recolectar una deuda perdonada en la bancarrota.

Todos los pretamista son diferentes, por lo que si después de una bancarrota usted tiene problemas refinanciando una hipoteca que no se reafirmó, le aconsejamos que busque otro prestamista que este dispuesto a refinanciar su hipoteca.

La decisión de reafirmar una deuda o no reafirmarla puede que parezca complicada e intimidante por lo que le aconsejamos que hable con su abogado de bancarrota para decidir si el reafirmar la deuda asegurada está en su mejor interés o no.

Categories

Leave a Reply